La Corte Suprema decide si el defensor del Pueblo puede representar a los jubilados en la Justicia

Judiciales 13 de julio de 2019 Por
La Defensoría había iniciado una acción de clase hace una década para actualizar los haberes de los adultos mayores. El tribunal definirá si tiene potestad para encabezar el reclamo colectivo. Dudas sobre el impacto fiscal de un fallo en contra del Estado.
corte

La Corte Suprema prepara el último de los fallos sensibles en materia económica que fijó en su agenda del semestre. Antes de que comience la feria judicial, el lunes 22, el tribunal dará un veredicto sobre un caso que duerme hace una década en sus despachos, pero que puede tener impacto tanto en las cuentas fiscales como en la manera en que los jubilados reclamen ante la Justicia.

El caso se conoce como "Defensor del Pueblo de la Nación contra el Estado Nacional sobre amparos sumarísimos". Va a dirimir dos cuestiones. Primero, si el ombudsman puede encabezar reclamos colectivos en nombre de los jubilados. Segundo, si, de ser así, corresponde extender uno de los fallos claves de actualización de haberes de la última década, conocido como Badaro 2, a todo el universo de adultos mayores en condición de ser alcanzado en vez de hacerlo caso por caso, ante el reclamo de cada particular.

La historia se remonta a 2006, cuando la Corte emitió el fallo conocido como Badaro, en el que dictaminó a favor del jubilado por el reajuste de su haber -congelado entre 2001 y 2006- y pidió al Gobierno y al Congreso una ley de movilidad. Tiempo después, al considerar que los otros dos poderes no habían avanzado en la dirección de la sentencia, dictaminó un ajuste del 88% en el haber del jubilado, en lo que se conoció como Badaro 2.

En ese momento, el entonces defensor del Pueblo, Eduardo Mondino, encabezó una acción colectiva para extender el reajuste de haberes a todos los jubilados que estuvieran en la misma situación que Badaro. Según estimaciones de la época, había más de un millón de personas susceptibles de ser beneficiados por una demanda masiva. La Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses) advirtió entonces que la avalancha podría llevarse puesto el sistema previsional.

AO

Te puede interesar